Madrid cambia las bases del ‘cheque guardería’ y los no nacidos computarán a la hora de pedir la ayuda

[ad_1]

La Comunidad de Madrid ha introducido en las bases reguladoras de la concesión del ‘cheque guardería‘ la opción de poder solicitar la ayuda en el primer ciclo de educación infantil cuando el niño aún no haya nacido.

Así aparece recogido en el Boletín Oficial de la Comunidad de Madrid (BOCM) en una resolución conjunta de la Consejería de Educación y Juventud y de la Consejería de Políticas Sociales, Familias, Igualdad y Natalidad, que modifica la orden que establece las bases reguladoras para la concesión de becas para la escolarización en el primer ciclo de Educación Infantil en centros de titularidad privada, conocidas popularmente como ‘cheques guardería’.

Así, entre los requisitos que los alumnos deberán reunir, a la finalización del plazo de presentación de solicitudes, se establece el supuesto de “haber nacido o estar previsto el nacimiento con anterioridad a la fecha que se determine en cada orden de convocatoria”.

La orden establece que con el fin de “adecuar la composición” de la unidad familiar a la “realidad social y económica actual” se considera necesario ampliar los miembros computables de la unidad familiar a los hijos solteros menores de veinticinco años.

“Haber nacido o estar previsto el nacimiento con anterioridad a la fecha que se determine en cada orden de convocatoria”

Asimismo, también se ha considerado “conveniente” incluir a los hijos “todavía no nacidos” en el momento de finalización del plazo de presentación de solicitudes, como una ayuda a la familia y como medida “de fomento de la natalidad y de apoyo a la mujer embarazada y a la maternidad”.

Fuentes de la Consejería de Educación han explicado a Europa Press que la opción de que las familias puedan pedir esta ayuda aunque el niño aún no haya nacido es un aspecto novedoso que se introduce en las bases que regulan la concesión de esta beca.

Así, los no nacidos computarán a la hora de resolver la asignación de las convocatorias en el caso de que las familias opten por centros privados, dado que los de gestión indirecta y directa los alumnos tienen la gratuidad en la escolaridad.

Será necesario un certificado médico

Las directrices del Gobierno regional establecen que para el caso de alumnos cuya fecha prevista de nacimiento sea posterior a la de finalización del plazo de presentación de solicitudes, deberá aportarse además “certificado médico acreditativo de la fecha probable del parto”.

Una vez producido el nacimiento se deberá entregar, en el plazo establecido en la orden de convocatoria, libro de familia o documento oficial similar en el que figure dicho alumno.

“La no aportación de estos documentos supondrá que el alumno figure como excluido en la resolución definitiva de la convocatoria”, exponen las bases reguladoras.

En el caso de hermanos no nacidos, cuya fecha prevista de nacimiento sea posterior a la de finalización del plazo de presentación de solicitudes, deberá aportarse ese certificado médico acreditativo de la fecha probable del parto. En caso contrario, dicho miembro no será tenido en cuenta para el cálculo de la renta per cápita familiar.

“Dada la favorable acogida que esta iniciativa ha tenido entre las familias madrileñas a través de las convocatorias anuales publicadas desde dicho año, la Consejería de Educación y Juventud considera conveniente no solo el mantener estas becas sino actualizar su regulación con el objeto de adaptarse a una realidad social en constante evolución, por lo que a través de la presente orden se procede a la modificación de las bases reguladoras para la concesión de becas para la escolarización en centros de titularidad privada“, recoge la resolución.

Modificación de la puntuación frente a la discapacidad

También se va a dotar de una “mayor prevalencia “a la condición de niño con discapacidad en el otorgamiento de las becas de educación infantil y por tanto se modifica la puntuación del criterio de discapacidad si el niño solicitante de beca reúne tal condición.

La Comunidad de Madrid ha suspendido temporalmente el ‘cheque guardería’, las ayudas para la escolarización de niños de cero a tres años en escuelas infantiles privadas, hasta que se reanude el servicio cuando finalice el estado de alarma. Con el cierre de la docencia presencial, estos centros no tienen actividad.

El Ejecutivo regional destina más de 36,6 millones de euros a los cheques guardería del curso 2019/20, de los que se benefician 33.300 alumnos menores de tres años. La cuantía económica de estas ayudas, que tienen como objetivo fomentar la conciliación familiar y laboral, es de 100 o 160 euros mensuales en función de la renta.

La presidenta regional, Isabel Díaz Ayuso, anunció durante la campaña electoral que quería que “el concebido no nacido sea considerado un miembro más de la unidad familiar” de manera en que se le tuviera en cuenta a la hora de solicitar plaza en centro educativo.

[ad_2]

Leave A Reply

Your email address will not be published.