Los hosteleros de Madrid piden más espacio para la reapertura de las terrazas

[ad_1]

Los hosteleros han pedido al Ayuntamiento de Madrid más espacios para las terrazas de cara a la reanudación de la actividad una vez se inicie la desescalada porque consideran que los ciudadanos van a tener “miedo” de ir a espacios cerrados y que van a “tardar en entrar” a bares y restaurantes.

Así lo indican fuentes municipales tras la reunión telemática mantenida este viernes entre la mesa del ocio y la hostelería de la Confederación Empresarial de Madrid-CEOE (CEIM) y la vicealcaldesa, Begoña Villacís; el delegado de Desarrollo Urbano, Mariano Fuentes; su homólogo de Economía y Empleo, Miguel Ángel Redondo, y la titular de Coordinación Territorial del Ayuntamiento, Silvia Saavedra.

En el encuentro, el equipo de Gobierno ha presentado algunas “líneas de actuación” como “punto de partida” con el que establecer un marco inicial de trabajo entre la administración y el sector.

“Los hosteleros han acogido muy bien las propuestas del Ayuntamiento y la disposición que tiene de escucharles y de colaborar”, explican las mismas fuentes.

Reducción de tasas y ampliación de espacios y horarios

La vicealcaldesa explicó este jueves tras la Junta de Gobierno que el Consistorio busca con la hostelería “un plan b al plan a” del Gobierno de Pedro Sánchez, que prevé limitaciones hasta diciembre. “Esto supondría la extinción, la muerte de muchos de nuestros establecimientos y nosotros queremos proponer la fórmula para que pueda convivir la actividad económica con la COVID-19”, ha dicho Villacís este viernes en un audio remitido a los medios.

Así, ha propuesto la reducción en un 25% de la tasa de terrazas y la devolución de lo cobrado hasta ahora, y ampliar la temporada estival hasta el 31 de marzo de 2021 (actualmente va del 31 de marzo al 31 de octubre).

Aboga asimismo por ampliar el horario de las terrazas -cumpliendo con las restricciones en las zonas de protección acústica- a lo marcado en el decreto de la Comunidad de Madrid, que asegura el anterior Gobierno municipal “no cumplió”.

También propone ampliar la superficie de aquellas terrazas que no generen incompatibilidad con otros usos, manteniendo el mismo número de sillas y mesas para garantizar el distanciamiento, y adelantar las autorizaciones de nuevas terrazas que aún no se hayan concedido.

Los profesionales no podrán utilizar el móvil o salir a fumar

Por su parte, la patronal Hostelería Madrid ha elaborado una guía en la que establece que los trabajadores deberán mantener una distancia de metro y medio y se les prohibirá el uso del móvil o salir a fumar por motivos de contaminación.

Los productos entregados en los locales serán desinfectados uno por uno y las terrazas se redistribuirán en aras de una mayor seguridad para el cliente, según la guía.

Para el presidente de CEIM, Miguel Garrido, la vuelta a la actividad de bares, restaurantes y establecimientos de ocio es “necesaria” para mantener los puestos de trabajo en un sector “especialmente dañado” por la crisis sanitaria, apunta en un audio remitido a los medios tras la reunión. “El Ayuntamiento se ha comprometido a ayudar y buscar fórmulas de flexibilidad que permitan retomar esta actividad siendo viable desde el punto de vista económico y segura desde el punto de vista de la sanidad”, ha dicho en un audio remitido a los medios tras la reunión.

La portavoz adjunta de Más Madrid en el Consistorio, Rita Maestre, aboga por mantener los aforos de las terrazas y ampliarlas no sobre las aceras sino sobre las calzadas aprovechando temporalmente las bandas de aparcamiento, por ejemplo. “Esperamos que el Gobierno central diseñe las medidas de seguridad para proceder a la reapertura y que el Gobierno municipal ayude pagando a través de subvenciones los gastos de infraestructuras de estos comercios, restaurantes, terrazas y bares”, dice Maestre en un audio.

Por su parte, la Coordinadora de Asociaciones de Vecinos Madrid Centro ha criticado la “frivolidad” del Ayuntamiento por su plan de reactivación de la hostelería porque asegura que quieren “convertir las calles de los barrios en bares al aire libre”.

Mientras, la Plataforma del Ocio reivindica capacidad de diálogo “entre todos los agentes sociales” y muestra su deseo de “evitar cualquier conflicto con el movimiento vecinal” para poner en marcha medidas “extraordinarias” que permitan que “familias, vecinos, trabajadores y pymes afronten el incierto futuro” en un “necesario clima de unidad y colaboración”.

[ad_2]

Leave A Reply

Your email address will not be published.