La Xunta recibe solo tres ofertas para las diez parcelas que vende en el parque ofimtico

La Xunta ha recibido tres ofertas en el concurso de venta de diez parcelas en el parque ofimático para la construcción de vivienda protegida. Se han presentado a la convocatoria Mirador de Matogrande, que ha solicitado dos terrenos urbanizables, y la cooperativa Galivivienda San Pelayo.

La Consellería de Medio Ambiente, Territorio e Infraestruturas posee diez parcelas del ofimático que suman más de 15.000 metros cuadrados y cuyo precio estimado es de 15,7 millones. Mirador de Matogrande, a través de promoción privada, pretende levantar dos edificios en las parcelas Z-28 y Z-15, según su solicitud. La primera de ellas es la más grande, con una superficie de 2.256 metros cuadrados y 10.080 metros edificables. Su precio en régimen general, y según la oferta de la Xunta, es de 2,3 millones de euros, aunque se desconoce cuál ha sido la propuesta de la empresa. El inmueble contaría, aproximadamente, con 80 pisos.

El otro terreno es de 2.496 metros cuadrados y cuenta con una edificabilidad de 9.888 metros. El precio también es de 2,3 millones de euros y se podrían poner a la venta alrededor de 80 viviendas. Así, Mirador de Matogrande ofertaría en la zona, de forma privada, un total de 160 pisos.

La cooperativa Galivivienda Pelayo ha solicitado la parcela número 6, más pequeña que las dos anteriores, de 893 metros cuadrados y 1.440 metros de edificabilidad. El precio -el régimen especial suele más barato- es de 301.259 euros. Este terreno podría contar con un total de 16 pisos.

En el caso de que la empresa pública Xestur consiguiera vender la totalidad de los terrenos en régimen de precio concertado recaudaría hasta 19,1 millones de euros, según sus estimaciones. El concurso de adjudicación de estas parcelas también se vio paralizado por el coronavirus. Se suspendió el plazo de presentación de ofertas el pasado 17 de marzo, tras la declaración del estado de alarma, pero se retomó el 1 de junio.

La adjudicación de las parcelas se podrá realizar en régimen de compraventa o, por primera vez, en derecho de superficie por un periodo de 30 años. A través de esta nueva modalidad, el adjudicatario deberá abonar un canon reducido cada año por el uso del suelo de carácter residencial. Los terrenos adjudicados en derecho en superficie se destinarán obligatoriamente a la construcción de viviendas protegidas para alquiler, tanto en régimen especial como general.

Demandas de los vecinos

La construcción de más edificios en el ofimático -un nombre que el pleno decidirá si cambiar por Xuxán- y la llegada de nuevos vecinos, pues el Concello prevé otorgar la próxima semana nuevas licencias de primera ocupación, hacen que los que ya están instalados en el barrio soliciten mejoras. “Se necesitan papeleras porque los que pasean a sus perros no tienen ni dónde tirar las bolas de excrementos. Además, no se cortan los matorrales y hay vallas que no hacen falta y están molestando”, cuenta el portavoz del ofimático, Esteban Velasco, presidente de la asociación de vecinos de Matogrande. Está convencido de que una “mejor conexión” entre los dos barrios traería “muchas mejoras”. “Los del ofimático podrían hacer vida en Matogrande y eso también reactivaría el comercio de barrio, que está sufriendo mucho”, analiza.

Los vecinos solicitan al Concello que “refuerce el servicio de limpieza” en la zona. “Si ya es un problema ahora, cuando lleguen más vecinos será peor”, expone.

Además, las familias necesitan “un parque infantil, aunque sea provisional, para los más pequeños, porque ahora no tienen a dónde ir”. Velasco reconoce que “aquello está desolado” y espera que la inminente llegada de nuevos vecinos haga que “se humanice pronto” el barrio. “Es lo más urgente”, resume.

Leave A Reply

Your email address will not be published.