La evolución de la pandemia en Sudamérica y Centroamérica preocupa mucho a la OMS


La Organización Mundial de la Salud (OMS) afirmó hoy que la evolución de la pandemia de coronavirus es muy preocupante en Sudamérica y Centroamérica, donde el ritmo de aumento diario de casos confirmados se sigue acelerando. “Estamos especialmente preocupados por Sudamérica y Centroamérica, donde muchos países están viendo la aceleración de epidemias”, dijo el director general de la OMS, Tedros Adhanom Ghebreyesus. “Desde hace algunas semanas el número de casos diarios que se registran (en el continente americano) es más alto que en todo el resto del mundo”, indicó en una conferencia de prensa virtual.

La tendencia es opuesta en Europa, donde se reportó el número el número más bajo de casos desde el 22 de marzo, agregó Tedros.

El director de Emergencias Sanitarias de la OMS, Mike Ryan, detalló la situación en Latinoamérica, elogiando primero la forma en que “los países pequeños y del Caribe han logrado contener el virus”, con la excepción de Haití, cuya situación se considera grave por la fragilidad del país y porque el virus se ha propagado en grupos vulnerables.

De Sudamérica, el experto dijo que resulta inquietante la intensidad con la que el virus SARS-CoV-2 se está transmitiendo en el conjunto de la sociedad, muy en particular en Brasil y Perú. “Cuando esto ocurre es muy difícil extirparlo de raíz. Se requiere una estrategia integral, no solo medidas sociales, sino una comunidad empoderada y una sólida coordinación gubernamental”, opinó.

Si bien los gobiernos de Brasil y Perú asumieron posiciones diferentes ante la llegada del coronavirus y adoptaron igualmente medidas muy distintas, ambos han resultado hasta ahora los países de la región con el mayor número de casos. Mientras el Gobierno brasileño optó en las primeras semanas de la epidemia por restarle importancia, Perú tomó rápidamente medidas de contención, que incluyeron un confinamiento general desde mediados de marzo y que continúa.

Entretanto, Brasil suma más de 555.000 casos y 31.199 muertes, mientras que Perú ha reportado cerca de 175.000 casos y 4.767 decesos.

Preguntado sobre lo que ha fallado en Latinoamérica, que no pudo contener la propagación del coronavirus a pesar de conocer los estragos que había causado en Europa semanas atrás, Ryan comentó que los países que hicieron “las cosas de manera un poco diferente, de acuerdo a su contexto” han obtenido en general mejores resultados.

“Hay que lograr que la gente se sienta y actúe de manera comprometida, educar seriamente, transmitir mensajes claros y dejar que la ciencia guíe las decisiones“, recalcó. No obstante, reconoció que cuando la transmisión es tan amplia como ocurre en varios países latinoamericanos ubicar por donde se mueve el virus es muy difícil.

El responsable de emergencias de la OMS recomendó a las autoridades a mantener las medidas de contención y levantarlas solo cuando vean progresos.

La OMS reanuda el ensayo clínico sobre el uso de la hidroxicloroquina tras analizar su seguridad

Por otra parte, la Organización Mundial de la Salud (OMS) ha decidido reanudar el ensayo de solidaridad sobre el uso de la hidroxicloroquina en el tratamiento de los pacientes con Covid-19, suspendido temporalmente hace unos días para hacer un “análisis exhaustivo” sobre los riesgos de su administración después de que un estudio publicado en ‘The Lancet’ vinculara su administración a una alta tasa de mortalidad al entender que no hay razones para “modificar” los ensayos.

Así lo anunció este miércoles el director general de la OMS, Tedros Adhanom Ghebreyesus, quien señalo que a la luz de los datos analizados sobre mortalidad asociada a la utilización de este fármaco, ha concluido que “no hay motivo para modificar el protocolo de ensayo”.

El grupo ejecutivo de dicho ensayo “recibió esta recomendación” y, según el director general de la OMS, también ha “apoyado” que se continúe con todas las ramas del ensayo de solidaridad.

El responsable de esta agencia de la ONU puntualizó que el Comité de Seguridad y Vigilancia de Datos seguirá “supervisando de cerca” la seguridad de todos los métodos terapéuticos que se prueben en el ensayo de solidaridad y recordó que, hasta ahora, hay más de 3.500 pacientes que participan en estos estudios en 35 países.

Además, manifestó que la OMS está “comprometida” para que se “acelere” el desarrollo de terapias, vacunas y diagnósticos efectivos como parte de su “compromiso para servir con ciencia, soluciones y solidaridad”.

Leave A Reply

Your email address will not be published.