Coronavirus | Cuba recibe como héroes a médicos que combatieron la COVID-19 en Italia

“Nuestros héroes de batas blancas”: como futbolistas que regresan al país después de ganar la Copa del Mundo, Cuba recibió de manera triunfal el lunes por la noche a sus médicos que estuvieron dos meses en Italia para ayudar en la lucha contra el nuevo coronavirus.

La brigada médica, compuesta por 36 médicos, 15 enfermeras y un administrador, ondeó pequeñas banderas italianas y cubanas al salir del avión, que aterrizó al final de la tarde en La Habana, procedente de Milán.

Desde el aterrizaje, la ceremonia de recibimiento fue transmitida en vivo por la televisión cubana.

Todos con máscara, guantes y bata blanca, recibieron una rosa roja y una medalla durante una bienvenida oficial en el aeropuerto de la capital, que dejaron el 22 de marzo para ir a Lombardía, por entonces epicentro de la pandemia en el país europeo.

Con todos los cuidados que exigen estos tiempos de pandemia, el presidente Miguel Díaz-Canel les habló a través de una pantalla gigante instalada en una sala del aeropuerto, desde la reunión del Consejo de Ministros, acompañado por varios miembros del gobierno.

“Ustedes representan la victoria de la vida sobre la muerte, de la solidaridad sobre el egoísmo, del ideal socialista sobre el mercado”, dijo el gobernante, también cubierto con un tapabocas.

“Ustedes han mostrado al mundo una verdad, que los enemigos de Cuba han pretendido silenciar o tergiversar: la fortaleza de la medicina cubana”, agregó.

Controversia y esplendor

El apoyo a este programa de misiones médicas cubanas al extranjero, que ha existido desde la década de 1960, y que experimentó un verdadero renacimiento durante la pandemia, no es unánime.

Es duramente criticado por Estados Unidos y Brasil, que denuncian en particular las condiciones de trabajo de estos profesionales, cuyos salarios van en parte al Estado.

Cuba comenzó a cobrar a los países más ricos en la década de 2000 por este servicio, que se convirtió en una de sus principales fuentes de ingresos: en 2018, ganó 6 300 millones de dólares.

Pero el año pasado la isla se vio afectada por la reconfiguración política de América Latina, que se desplazó en gran medida hacia la derecha.

La consecuencia fue que tuvo que renunciar a contratos para enviar médicos a Brasil, Bolivia, Ecuador y El Salvador, un golpe político y financiero.

Pero desde el comienzo de la epidemia del nuevo coronavirus, el programa ha experimentado un retorno exitoso: Cuba ha enviado a 1 870 profesionales de la salud a 26 países, incluidos Perú, México, el Principado de Andorra, Sudáfrica y Qatar.

(Con información de AFP)

Leave A Reply

Your email address will not be published.