Historias de ex-progres
Carlos Rodríguez Braun Yo fui antiliberal, keynesiano e izquierdista hasta que descubrí el liberalismo gracias a mi maestro Pedro Schwartz, que había sido socialdemócrata, como se ve en su (por otra parte excelente) libro sobre J.S.Mill. ... ... La solución nunca pasa por la política sino por las ideas de los ciudadanos: la política sólo es un atajo y a menudo muy peligroso ... Es claro que lo mejor es ser liberal por principios e independientemente de las consecuencias ..., pero conviene tenerlas en consideración. Recomiendo para este interesante problema el libro de Pedro Schwartz, En busca de Montesquieu, en especial las páginas 264-268. [Entrevista en "Desde el exilio"]