Contenido

 

 ... Hay que recordar, no obstante, que los gobiernos de González y de Aznar encararon las conversaciones con ETA desde posiciones morales distintas: los socialistas, desde una confianza mayor en la fuerza del Estado que en la superioridad del Derecho (entre los interlocutores de Txomin Iturbe había incluso algún jefe del GAL); los populares, exactamente al revés. Lo más piadoso que se puede decir del Gobierno actual es que no parece confiar demasiado en una ni en otra, sino en el ansia infinita de paz de su presidente...

El artículo completo en www.abc.es

 [Nota de CL.- el título de este artículo no alude al ilustre liberal coruñés, sino a un delincuente con pretensiones que casualmente ostenta el mismo apellido]